Una historia de ÉXITO

Florida Moto Team logra una gesta al proclamarse subcampeona de MotoStudent

Florida Universitària ha logrado el podio en la mayor competición universitaria internacional sobre ingeniería e innovación. El alumnado del Grado en Ingeniería Mecánica ha logrado la gesta, tras 18 meses de duro trabajo para despuntar en uno de los certámenes universitarios más exigentes. En total 1.500 estudiantes divididos en 74 equipos procedentes de 17 países se disputan el título que supone estar en la élite mundial de la ingeniería universitaria.

Ilusión, pasión y trabajo son tres de los elementos que han sido determinantes para afrontar la competición que arrancó con un objetivo: diseñar, fabricar y probar en carrera una motocicleta a partir de elementos comunes.

Los estudiantes de la escudería Florida Moto Team no sólo han afrontado el desafío técnico que implica crear desde cero un prototipo. También han emprendido un plan empresarial real en el sector industrial, a través de un proyecto donde han construido durante tres semestres su prototipo de motocicleta de competición bajo la normativa FIM Moto3.

El equipo ha trabajado en los talleres del campus valenciano para lograr un modelo que reúne innovación en los materiales, una estética rompedora y las mejores técnicas para enfrentarse a la quinta edición de MotoStudent, la más reñida por su elevado nivel de participación, con 74 equipos universitarios de 17 países.

Arrancan los primeros trabajos

Los componentes del equipo Florida Moto Team comienzan los trabajos de diseño del prototipo que pretenden llevar al podio de esta competición. Para ello, cuenta con materiales comunes al esto de escuderías, entre ellos, el motor, llantas y pinzas de freno, con el objetivo de que todas las universidades arranquen la competición en igualdad de condiciones.

En esta fase previa del certamen, la escudería de la universidad valenciana también busca patrocinadores que ayuden a hacer frente a los costes de inscripción, desarrollo, fabricación y pruebas del prototipo en pista. Los estudiantes apuestan por un rediseño de su imagen, con una nueva identidad visual que transmite los valores del espíritu del certamen, entre ellos, la mentalidad innovadora, la ilusión y competitividad que posee el equipo. La nueva imagen, también se enmarca en el diseño del cambio marca de Florida Universitària, asumiendo sus nuevos colores corporativos.

El logo mantiene la “F” de los últimos años de la marca Florida, pero incorpora, un detalle de fibra de carbono en la parte superior y que combina con la bandera de llegada a meta tan característica del mundo del motor

Avances en el proyecto

La escudería Florida Moto Team de Florida Universitària ultima el prototipo de moto de carreras de baja cilindrada, que se someterá a una primera evaluación en Motorland. El equipo ha diseñado un innovador modelo que integra materiales de última generación.

Los estudiantes aseguran que se trata de un prototipo de chasis tubular de acero Reynolds, un material ligero, resistente y rígido que absorbe muy bien las vibraciones, y que muestra buen comportamiento con otros materiales. Entre ellos, la escudería ha incorporado la fibra de carbono, el aluminio serie 7.000 –uno de los materiales utilizados en el sector aeroespacial- y el titanio, una aleación única e innovadora en el sector del motociclismo. “Hemos incorporado estos materiales para mejorar el comportamiento del prototipo. Con el acero logramos dotarlo de rigidez, mientras que el aluminio le confiere una mayor ligereza y flexibilidad”, apuntan los futuros ingenieros.

Los responsables de Moto Team explican que con esta fase final de fabricación y montaje “hemos logrado un modelo ligero y ultrarresistente que, con su combinación de materiales, nos ha permitido solventar las necesidades técnicas que han ido surgiendo en cada una de las partes de la moto”.

Los alumnos de Florida Universitària son conscientes del alto nivel que exige este certamen. Motostudent ofrece a los estudiantes universitarios la posibilidad de sentirse dentro de un equipo y de ver cómo los proyectos pueden convertirse en realidad. Pero, sobre todo, esta competición se ha convertido en un auténtico polo de atracción de nuevos talentos para el mundo del motor. Esta V edición del certamen, los alumnos de Florida Moto Team se enfrentarán a estudiantes del resto de España, y de otros países como Alemania, Croacia, Grecia, Italia, Reino Unido, Hungría, India, Polonia, Kosovo, Canadá, Brasil, México, Suiza, Portugal, República Checa y Ecuador.

“Han sido unos meses de intenso trabajo. Durante este curso realizando los diseños del chasis, las diferentes piezas estructurales de la moto y el carenado, también hemos aplicado los cálculos necesarios para verificar que son aptos para la fabricación y su posterior uso en la motocicleta de forma efectiva. Un proceso que hemos cerrado con éxito para avanzar en la fabricación de las piezas”, ha destacado la escudería.

Colaboración de empresas del sector

Los miembros de Florida Moto Team han destacado la aportación de las empresas que colaboran en el desarrollo del proyecto. “Durante estas últimas semanas, la empresa Druck Systems trabaja en la fabricación del chasis. Gracias a su experiencia hemos podido simular los resultados y el rendimiento del prototipo con los materiales y verificar su comportamiento antes de su fabricación”.

Otra de las empresas que colabora con Florida Moto Team es AEC Competición, empresa con experiencia dentro del mundo del motociclismo de competición y con activa participación en el Campeonato de España de Velocidad, como fabricante y proveedor de materiales compuestos para motocicletas. “Su experiencia y su gran implicación han sido un aporte enorme para el desarrollo de la motocicleta y del equipo. Por ello, AEC desarrolla los carenados del prototipo, enteramente fabricados en fibra de carbono”, han añadido.

El prototipo comienza a rodar sobre el asfalto

El prototipo de Florida Universitària comienza a rodar en el circuito de Motorland de Alcañiz. La escudería se prepara en los entrenamientos para lograr el podio en la mayor competición internacional universitaria de motocicletas. La moto de la escudería valenciana competirá en la categoría Petrol, en la que participarán los prototipos con motor de combustión interna KTM de 250 centímetros cúbicos y cuatro tiempos. Durante la primera fase de la competición, la organización realizará una verificación técnica para comprobar que todas las escuderías universitarias se ajustan a los requisitos. Por el momento, las expectativas del equipo son positivas, tras las pruebas previas a la competición.

Adrián Esparza, campeón de la Comunitat Valenciana de Motociclismo en 80 cc será el piloto que representará a Florida Moto Team en la carrera final. Hasta entonces, el joven piloto valenciano rodará en entrenamientos y probará el prototipo para las dinámicas puntuables previstas por la organización en los días previos a la carrera.

Líderes en varios parámetros

Arranca la competición con buenas expectativas. El prototipo desarrollado por el alumnado de la cooperativa de enseñanza valenciana ha destacado en distintos parámetros medidos en diferentes pruebas de aceleración, frenada y gymkana y en las tandas que se han registrado durante el fin de semana del 3 al 5 de octubre en el circuito Motorland de Alcañiz.

La prueba decisiva ha sido la carrera en la que Florida Moto Team partía como favorita, al lograr la pole position, un duelo en el que finalmente ha quedado en el segundo puesto, solo por detrás de la escudería italiana del Politécnico de Milán.

La moto logra el segundo puesto, proclamándose subcampeona del mundo del motociclismo universitario. Las escuderías españolas e italianas han dominado esta competición, después de varias jornadas técnicas de pruebas y entrenamientos. Para ser subcampeones, los estudiantes de Ingeniería Mecánica han tenido que poner a prueba su prototipo, que ha sido valorado por los jueces a través de las pruebas de dinámica –aceleración, frenada y gymkana- y los parámetros medidos a lo largo de la carrera y de las tandas cronometradas durante todo el fin de semana. La carrera ha sido la prueba definitiva que ha impulsado al equipo valenciano al podio. Durante esta última fase, Florida Moto Team ha mostrado el buen comportamiento de su moto en un circuito con configuración mundialista.

Florida Moto Team ha llegado al podio de Motostudent, una auténtica historia de superación que muestra el éxito del trabajo en equipo. Una gesta que inspirará a futuras generaciones de estudiantes a perseguir sus sueños.

Os dejamos una galería de estupendas imágenes. Fotografías tomadas a pie de circuito intentando captar algo más que imágenes y creemos que lo hemos conseguido ¡Valorad vosotros y vosotras! (Fotógrafo: Marcel Guanter)

La historia de Carla Santiago y su labor en la Federación Red Artemisa

Presidenta de la Federación Red Artemisa en la actualidad, Carla siempre ha sabido que no es conveniente decirle a los demás que una es gitana, si no quiere que le cierren puertas en la vida. Lo mejor es darles tiempo para que la conozcan a una antes de decirles nada. Ya desde que era niña era señalada y discriminada por los demás por el hecho de ser gitana. Su experiencia en la vida y con los demás niños/as le hizo comprender muy pronto cómo de necesario resulta combatir estereotipos. Ha tenido que superar muchas barreras en la vida, sin que eso implicara renunciar a su identidad gitana. ¿El secreto? La moderación y el tratar bien a los demás, hablarles siempre con dulzura y afecto.

Todo lo que ha conseguido en la vida ha sido gracias al apoyo de su familia, y especialmente de sus padres. Inició estudios de psicología en la universidad y pasó al mundo del asociacionismo después de años de formación en el sector administrativo y de mediación, concretamente en la Asociación Romí y la Fundación Secretariado Gitano. Ha trabajado también en la Asociación Barró y, en la actualidad, sigue colaborando como mediadora social en la Asociación El fanal. Ha demostrado con creces tener espíritu emprendedor. Incluso ha abierto una tienda de ropa de hogar en Madrid.

 

 

Al mismo tiempo, es todo un ejemplo en la lucha por la mejora de condiciones de vida de la población gitana, un colectivo históricamente discriminado y en riesgo de exclusión social, y por eso hemos querido incluir su historia entre las muchas otras que, desde Florida Universitaria y en el marco del Proyecto europeo PAL por la lucha contra la discriminación y el antigitanismo en el área de la educación y el empleo, se vienen recopilando para la necesaria ruptura de estereotipos que ponen barreras para el empoderamiento de este colectivo.

Como ya se ha dicho, es presidenta en la Federación Red Artemisa, entidad que persigue el desarrollo de la comunidad gitana a través del trabajo en mediación con mujeres gitanas, una federación dirigida a fomentar, mediante la acción coordinada y colaborativa y el trabajo en red, la educación social, la implementación efectiva de los derechos humanos y el desarrollo comunitario, en pro de las minorías en riesgo de exclusión social, y todo desde una perspectiva de género.

Tal como se informa en la página web de la Federación Red Artemisa, su objetivo es «facilitar la inclusión activa de los colectivos en riesgo de exclusión social, así como favorecer la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres». Los servicios que provee esta federación, con la participación de las organizaciones asociadas y colaboradoras, incluyen programas educativos, formativos, de intervención social, de participación, mediación social y cultural, todos ellos dirigidos a población en riesgo de exclusión social, especialmente a la comunidad gitana.

Entre los proyectos llevados a cabo desde esta federación destacan el Proyecto Artemisa, en funcionamiento desde el 2006 hasta el 2011, y el Proyecto Aracné, todavía en marcha en la actualidad. Ambos se basan en la mediación social gitana, y parten de la inclusión de la figura de una mediadora gitana como nexo de unión entre los miembros de la comunidad gitana y el resto de culturas. Sus objetivos pasan por reducir el absentismo escolar y el abandono escolar entre niños/as y jóvenes de etnia gitana, luchar contra patrones de género que obstaculicen la equidad, apostar y fomentar estilos de vida saludables, actuar en el entorno en beneficio del desarrollo social, o acompañar a este colectivo para la mejora de la inserción laboral.

Equipo coordinador del Proyecto PAL desde Florida Universitaria: Víctor Soler (coord.), Carmen Campos, Laura Uixera, Mavi Corell y Carlos B. Gómez